martes, 20 de enero de 2009

Salvas para el nuevo heroe de los Estados Unidos de America


20 de enero, una mañana fría para el estado de Washington D.C, miles de personas cubiertas de pies a cabeza debido al clima, reunidos con el único objetivo de presenciar un momento histórico. 15 banderas colgadas rodeaban el Capitolio, de las cuales ocho tenían el diseño de la primera bandera de los Estados Unidos en la historia, dos eran de la guerra civil y las demás eran las banderas actuales. Luego del sonar de las salvas en medio del podium se encontraba el recién presidente electo Barack Obama, quien portaba un traje color negro, una corbata roja, un resplandeciente dorado pin del lado izquierdo de su saco y una imborrable sonrisa en su rostro.

En su discurso de 21 minutos, dio a conocer al mundo entero que la nueva era en donde los hombres y mujeres serán juzgados no por el color de su piel o religión ni por el poder de destruir sino por el poder que tengan para construir y de respetarse los unos a los otros.
Días de de esperanza y prosperidad vendrán, declaró, ya que la capacidad e imaginación para sobresalir de los americanos aun permanece intacta y segura hasta el fin de los tiempos.

Al terminar su discurso, saludó a todas las personas que con porras lo aclamaban y a todas las cámaras que lo enfocaban, pero será en la cámara de su hija en donde este momento, el cual hace 20 años hubiera creído imposible, donde se recordara y vivirá por siempre, la era de Barack Obama.

2 comentarios:

RAW dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
RAW dijo...

A mi lo que me preocupa es que hay demasiada expectativa por Obama y eso puede dar lugara decepciones. Buen descanso el que te tomaste, hay nos vamos a seguir pasando por aquí. Saludos.